F-117 NightHawk - Historia

F-117 NightHawk - Historia


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.


Misión
El F-117A Nighthawk es el primer avión operativo del mundo diseñado para explotar la tecnología de sigilo poco observable. Este avión de ataque de precisión penetra el espacio aéreo de alta amenaza y utiliza armas guiadas por láser contra objetivos críticos.
Características
El diseño único del F-117A monoplaza proporciona capacidades de combate excepcionales. Aproximadamente del tamaño de un F-15 Eagle, el avión bimotor está propulsado por dos motores turbofan General Electric F404 y tiene controles de vuelo cuádruples redundantes fly-by-wire. Recargable por aire, respalda los compromisos mundiales y se suma a la fuerza disuasoria de las fuerzas militares de EE. UU.
El F-117A puede emplear una variedad de armas y está equipado con sofisticados sistemas de navegación y ataque integrados en una suite de aviónica digital que aumenta la efectividad de la misión y reduce la carga de trabajo del piloto. La planificación detallada de misiones en áreas objetivo altamente defendidas se logra mediante un sistema automatizado de planificación de misiones desarrollado, específicamente, para aprovechar las capacidades únicas del F-117A.
Fondo
La decisión de producción del F-117A se tomó en 1978 con un contrato adjudicado a Lockheed Advanced Development Projects, el "Skunk Works", en Burbank, California. El primer vuelo sobre los rangos de prueba de Nevada fue el 18 de junio de 1981, solo 31 meses después la decisión de desarrollo a gran escala. La gestión optimizada del Centro de Sistemas Aeronáuticos, Base de la Fuerza Aérea Wright-Patterson, Ohio, combinó tecnología furtiva innovadora con desarrollo y producción simultáneos para desplegar rápidamente la aeronave.
El primer F-117A se entregó en 1982, y la última entrega fue en el verano de 1990. La única unidad F-117A del Air Combat Command, el 4450th Tactical Group, (ahora el 49th Fighter Wing, Holloman Air Force Base, NM), alcanzó la capacidad operativa en octubre de 1983.
Durante la Operación Tormenta del Desierto en 1991, los F-117A volaron aproximadamente 1.300 salidas y obtuvieron impactos directos en 1.600 objetivos de alto valor en Irak. Fue el único avión estadounidense o de la coalición que atacó objetivos en el centro de Bagdad. Desde que se mudó a Holloman AFB en 1992, el F-117A y los hombres y mujeres de la 49th Fighter Wing se han desplegado en el suroeste de Asia más de una vez. En su primer viaje, los F-117 volaron sin escalas desde Holloman a Kuwait, un vuelo de aproximadamente 18,5 horas, un récord para los cazas de un solo asiento que se mantiene en la actualidad.
En 1999, 24 F-117A se desplegaron en la Base Aérea de Aviano, Italia, y Spangdahlem AB, Alemania, para apoyar la Operación Fuerza Aliada de la OTAN. El avión lideró el primer ataque aéreo aliado contra Yugoslavia el 24 de marzo de 1999.
El programa F-117A demuestra que los aviones furtivos pueden diseñarse para brindar confiabilidad y facilidad de mantenimiento. Creó una revolución en la guerra militar al incorporar tecnología de baja observación en aviones operativos. La aeronave recibe apoyo a través de un contrato Lockheed-Martin conocido como Responsabilidad de rendimiento total del sistema.


F-117 NightHawk - Historia

El Lockheed F-117A fue desarrollado en respuesta a una solicitud de la Fuerza Aérea de un avión capaz de atacar objetivos de alto valor sin ser detectado por sistemas de radar hostiles. En la década de 1970, los diseñadores de aeronaves tenían disponibles materiales y técnicas especiales que les permitirían diseñar una aeronave con cualidades de evadir el radar o "sigilo". La gestión optimizada del Centro de Sistemas Aeronáuticos, Wright-Patterson AFB, Ohio, combinó la tecnología furtiva de vanguardia con el desarrollo y la producción simultáneos para desplegar rápidamente la aeronave.

El primer F-117A se entregó en 1982, y la última entrega fue en el verano de 1990. La decisión de producción del F-117A se tomó en 1978 con un contrato adjudicado a Lockheed Advanced Development Projects, el "Skunk Works", en Burbank. Calif. El primer vuelo fue en 1981, solo 31 meses después de la decisión de desarrollo a gran escala. Lockheed-Martin entregó 59 cazas furtivos a la Fuerza Aérea entre agosto de 1982 y julio de 1990. Cinco aviones de prueba adicionales pertenecen a la compañía.

La única unidad F-117A del Air Combat Command, el 4450th Tactical Group, alcanzó la capacidad operativa en octubre de 1983. Desde el primer vuelo de la Fuerza Aérea del F-117 en 1982, la aeronave ha volado bajo diferentes designaciones de unidad, incluido el 4450th Tactical Group y el 37th Ala de combate táctico en Tonapah Test Range, NV la 57a Ala de armas de combate, Nellis AFB, NV el 410th Flight Test Squadron / 410th Test Squadron, Palmdale, CA y el Destacamento 1, Test Evaluation Group, también en Holloman, que cae bajo el 53rd Wing , Eglin AFB, FL.

El caza furtivo emergió del mundo clasificado mientras estaba estacionado en el aeródromo de Tonapah con un anuncio del Pentágono en noviembre de 1988 y se mostró por primera vez públicamente en Nellis en abril de 1990. El 4450º TG se desactivó en octubre de 1989 y se reactivó como el 37º caza táctico. Ala.

En 1992, el F-117A Nighthawk hizo su nuevo hogar en la Base de la Fuerza Aérea Holloman. La ceremonia oficial de llegada del F-117 a la Base Aérea Holloman se llevó a cabo el 9 de mayo de 1992. La 49a Ala de Caza (49FW) en Holloman sirve como la única Estación Base del F-117. El 49o Grupo de Operaciones opera y mantiene el avión F-117A. El séptimo CTS "Screamin 'Demons" sirve como unidad de entrenamiento de transición, preparando a los pilotos experimentados de la Fuerza Aérea para su asignación al F-117A Nighthawk. El octavo y noveno escuadrón de caza fueron designados para emplear el F-117A Nighthawk en combate. Una vez que un piloto de F-117 ha completado con éxito el entrenamiento, fue asignado a uno de los dos escuadrones operativos Nighthawk: el octavo FS "Black Sheep" y el noveno FS "Flying Knights". El 49FW ofrece un complemento completo de las capacidades de mantenimiento de la línea de vuelo, así como soporte técnico. El F-117 se desplegó en apoyo de operaciones de contingencia, según lo indicado por las Autoridades del Comando Nacional. El soporte de mantenimiento de la línea de vuelo se desplegó al mismo tiempo que la aeronave. Dependiendo de la duración de la implementación, también se pueden implementar diferentes niveles de soporte de mantenimiento de back shop.

Un miembro de la 49th Fighter Wing hizo historia en la aviación el 2 de noviembre de 1995 cuando se convirtió en el primer piloto operativo de la Fuerza Aérea en registrar 1,000 horas en el F-117A Nighthawk. El teniente coronel Greg Feest, comandante del noveno escuadrón de combate, era un piloto senior con 3.350 horas en total en los F-117, F-15, A-7 y AT-38, incluidas 130 horas de vuelo de combate en el F-117.

El caza furtivo F-117 completó sus 150.000 horas de vuelo cuando Brig. El general Bill Lake, comandante del ala 49 de combate, aterrizó en la pista de Holloman el 25 de agosto de 1998. El hito de vuelo se midió desde el primer vuelo del F-117 por el piloto de pruebas de Lockheed Martin Hal Farley el 18 de junio de 1981. El primer piloto de la Fuerza Aérea en volar el F-117 era entonces Maj.Al Whitley el 15 de octubre de 1982.


Pérdidas y accidentes del F-117A Nighthawk

El F-117A tuvo un año excelente durante el año fiscal 96. No hubo accidentes de Clase A, solo uno de Clase B y cuatro de Clase C. Este fue un récord impresionante. La Clase B resultó de un eje de toma de fuerza (PTO) fallido. El piloto hizo un excelente trabajo al determinar los procedimientos de emergencia adecuados a seguir y recuperó un valioso recurso nacional. Los percances de Clase C involucraron un bucle detector de purga cruzada mal enrutado, un transductor de presión de aceite defectuoso, daño a una antena UHF que ocurrió durante el reabastecimiento de combustible en aire y falla del enlace de tijera superior del tren de aterrizaje principal derecho.

Una de las cosas curiosas sobre la pérdida de este avión, asumiendo que hay una alta probabilidad de que haya sido derribado de alguna manera, por qué en todo este conflicto con miles de salidas, el único avión que aparentemente ha sido derribado es el sigiloso F-117, que en teoría, debería ser uno de los aviones más difíciles de derribar.

El SA-3, que derribó tres aviones de la USAF en la década de 1990: un F-16 sobre Bagdad en 1991, otro F-16 sobre Serbia en 1999 y, sobre todo, un F-117, también sobre Serbia en 1999. El Se suponía que el sigiloso F-117 era casi invisible para los radares enemigos y los sistemas de seguimiento por infrarrojos, lo que lo hacía prácticamente inmune a los sistemas antiaéreos. Los serbios lograron derribar uno de todos modos, probablemente centrándose en la trayectoria y el tiempo esperados del avión. Un método táctico para reducir el desgaste de las aeronaves es volar rutas y horarios variados para reducir la previsibilidad. La previsibilidad del vuelo del F-117 sobre Serbia el 27 de marzo de 1999 podría haber contribuido a su pérdida. Si el enemigo sabe dónde estará un avión en un momento determinado, sus sensores de radar e infrarrojos son menos necesarios. Un misil muy rápido con una ojiva relativamente grande, el SA-3 es vulnerable a contramedidas porque generalmente se lanza desde una posición fija en lugar de un vehículo. El misil tierra-aire SA-3 que derribó al F-117 probablemente no se usó de manera normal, y sus operadores confiaron en sus propios radares locales para detectar el objetivo dejándolos vulnerables a los misiles antirradiación. Los observadores en Serbia, y quizás en Bosnia y a lo largo de la costa montenegrina, pueden haber juntado suficientes destellos rápidos del avión de combate desde radares dispersos para rastrear el esquivo avión, aunque sea brevemente, y dispararle un misil desde una batería cerca de Belgrado.

Por el lado de la tecnología, un informe sobre la modernización militar china señaló los esfuerzos para construir radares de banda ultraancha y biestáticos / multiestáticos y para fusionar datos de redes de sensores para reducir el valor de los aviones furtivos. Las muestras del material que absorbe el radar del F-117A derribado probablemente llegaron a las casas de diseño antiaéreo rusas.


America & # 039s First Stealth Fighter: La historia del F-117 Nighthawk

Durante varias décadas, el F-117 ofreció al ejército de los Estados Unidos una capacidad única para atravesar las defensas aéreas enemigas y eliminar objetivos de alto valor con sus bombas guiadas de precisión. Sin embargo, la tecnología de sigilo de primera generación del Nighthawk limitó los roles que podía cumplir, y décadas de avance han llevado más allá los límites de lo que la tecnología de sigilo puede lograr.

El F-117 Nighthawk, el avión furtivo original de Estados Unidos con una apariencia profundamente siniestra, es un ejemplo de un sistema de armas diseñado en torno a las limitaciones impuestas por una nueva tecnología prometedora. El Nighthawk fue revolucionario cuando entró en servicio en 1983; no muchos pudieron apreciar eso, ya que el avión se mantuvo en secreto para el público durante cinco años.

Irónicamente, el Pentágono tuvo que agradecer a un investigador ruso llamado Pyotr Ufimtsev por haber elaborado por primera vez en un artículo de 1964 el concepto de que la visibilidad en el radar no se basaba únicamente en la Talla de un objeto, sino también el ángulo en el que las ondas de radar se reflejan en sus bordes. Ufimtsev ideó un método para calcular la sección transversal de radar de los objetos, determinando qué tan visibles son en el radar.

La investigación de Ufimtsev atrajo la atención en los Estados Unidos más que en Rusia, y a fines de la década de 1970 Lockheed Martin comenzó a trabajar en el Tener azul proyecto para diseñar un avión con la menor sección transversal de radar posible. La clave fue emplear superficies planas que reflejaran las ondas de radar lejos del transmisor.

Cuando Lockheed lanzó los dos primeros prototipos en 1977, el avión angular no se parecía a nada que se hubiera visto antes o desde entonces. Los diseños sigilosos posteriores, como el B-2 Spirit y el F-35, cuentan con superficies curvas. Sin embargo, el F-117 fue diseñado antes de que existieran computadoras avanzadas con el poder de cálculo para producir tales superficies curvas. Por lo tanto, el F-117 solo entre los aviones furtivos se distingue por su diseño bidimensional facetado.

Las restricciones que esto impuso significaron que el diseño era aerodinámicamente inestable y requirió sofisticadas computadoras de combate combinadas con controles cuádruples de vuelo por cable redundantes para compensar y mantener la aeronave en un estado de vuelo. Los prototipos Have Blue se ganaron el sobrenombre de “Wobbly Goblins” y ambos fallaron durante el proceso de prueba.

No obstante, la Fuerza Aérea se sintió alentada por su efectividad y evadiendo la detección de radar, y dio luz verde para producir un avión de producción designado F-117. El uso de un número de modelo superior a 100 era un anacronismo, y durante años el público asumió que el caza furtivo ultrasecreto sería designado F-19. Por esta razón, puede encontrar kits de modelos F-19 de la era de 19880, juguetes e incluso un juego de computadora.

El primer F-117A salió de las líneas de producción en 1981. En total, 64 se construyeron hasta 1990, incluidos cinco prototipos YF-117, a un costo de programa de 111 millones de dólares por avión. Según los informes, el manejo del avión de producción fue más indulgente que el de sus predecesores.

Además de sus superficies reflectantes, el Nighthawk lucía otras características de diseño ahora estándar en aviones furtivos, incluido el uso de pintura de bola de hierro absorbente de radar cargada magnéticamente para reducir el reflejo de ondas electromagnéticas. Los puertos de escape en forma de hendidura del F-117 para sus motores turbofan F404 minimizan la firma infrarroja del escape. Las antenas de comunicación podían retraerse para reducir la firma del radar, mientras que sus armas, las dos, se guardaban en un compartimento de bombas interno. El Nighthawk no llevaba radar, porque los radares de la época se detectaban fácilmente. Obviamente, el F-117 no era invisible a los ojos, por lo que estaba pintado de negro y volaba exclusivamente de noche.

A pesar de la designación "F" de "caza", el F-117 era puramente un avión de ataque terrestre, sin ninguna capacidad para entablar combate con otros aviones. Su velocidad máxima de 623 millas por hora significaba que era un poco más lento que un bombardero B-52. Su alcance de 1070 millas significaba que dependía del reabastecimiento aéreo, algo que no siempre es fácil de organizar para un avión furtivo por la noche.

Las bahías de armas internas del Night Hawk lo limitaban a llevar solo dos bombas, aunque para compensar eso, generalmente eran enormes bombas guiadas por láser de 2,000 libras guiadas con precisión. También podría transportar bombas destructoras de búnkeres BLU-109 y bombas JDAM guiadas por GPS. Al carecer de su propio radar, el F-117 se basó en una cámara termográfica para apuntar y utilizó GPS y sistemas de navegación inercial.

Dados estos parámetros, el Nighthawk tenía una misión muy específica: volar sin ser visto al corazón de las defensas aéreas enemigas y eliminar objetivos críticos.

Más tarde, Lockheed intentó comercializar variantes más versátiles del F-117 capaces de operar desde portaaviones, con motores F414 más potentes y el doble de carga de armas, incluida la capacidad de disparar misiles aire-aire AIM-120 de largo alcance. Sin embargo, el tipo fue rechazado tanto por la Marina de los Estados Unidos como por la Royal Air Force.

Nighthawks sobre Bagdad y Belgrado

El primer operador importante del Blackhawk fue el 4450º Escuadrón de Combate Táctico, con base en la Base Aérea de Tonopah a partir de 1983. Para mantener el Nighthawk en secreto, la unidad voló oficialmente aviones de ataque A-7 Corsair fuera de la Base de la Fuerza Aérea Nellis.

Poco después de entrar en servicio, el F-117 estuvo a punto de ser desplegado para bombardear la Organización de Liberación Palestina en el Líbano en represalia por el atentado de 1983 en el cuartel de Beirut que mató a 220 infantes de marina. La redada fue cancelada por el secretario de Defensa Weinberg solo 45 minutos antes del despegue.

El Pentágono finalmente publicó fotografías granuladas del Nighthawk en 1988. Un año después, el avión finalmente fue visto en acción sobre Panamá, como parte de la Operación Causa Justa, el derrocamiento de Estados Unidos del hombre fuerte gobernante Maneul Noriega. Los F-117 tenían la tarea de lanzar bombas de fusible retardadas a 50 metros. además el cuartel de Río Hato de las tropas de élite de Noriega con el fin de aturdirlos y confundirlos mientras se minimiza el número real de muertos. La misión no salió como estaba planeado, la Guardia se movilizó antes de que llegaran los F-117, y los pilotos de Nighthawk se confundieron en cuanto a qué objetivos deberían alcanzar. Al final, el ataque probablemente contribuyó al caos y la confusión de la Fuerza de Defensa de Panamá, pero no de la manera prevista.

En la Guerra del Golfo de 1991, Nighthawk finalmente mostró su potencial. Los escuadrones de combate táctico 415 y 416 se desplegaron en Arabia Saudita, y desde su lanzamiento (casi) los primeros planos de la guerra cuando atacaron objetivos en Bagdad el 17 de enero de 1991. Precedidos por helicópteros Apache que eliminaron radares iraquíes de bajo ancho de banda. que podrían haber advertido de su aproximación, los F-117 se deslizaron hacia el espacio aéreo fuertemente defendido de la capital iraquí. Nighthawk de Major Feest destruyó el centro de defensa aérea de Bagdad. Inmediatamente después, la artillería antiaérea iluminó el cielo, pero los F-117 restantes procedieron a apuntar a radares, cuarteles generales de defensa aérea y centros telefónicos con 49 bombas guiadas por láser.

A lo largo de la guerra, los F-117 volaron 1.280 misiones y alcanzaron 1.600 objetivos, incluidos puentes, sitios de armas biológicas y químicas, bombarderos iraquíes estacionados, centros de comunicación, búnkeres de comando y depósitos de municiones. Los pilotos informaron que la seguridad relativa de los misiles guiados por radar significaba que se sentían más seguros al tomarse más tiempo para apuntar con precisión a sus objetivos para minimizar los daños colaterales. Por ejemplo, en un incidente, un piloto informó que había retrasado el lanzamiento de armas para permitir que un vehículo civil cruzara un puente.

Los F-117 lanzaron aproximadamente el 30% de los ataques en Bagdad y desempeñaron un papel importante en el debilitamiento de las defensas aéreas para que los aviones convencionales pudieran operar en el aire con mayor seguridad. Sin embargo, un informe publicado después del conflicto por la Oficina de Responsabilidad Gubernamental señaló que el tipo solo entregó armas en el 60% de sus objetivos asignados. Esto se debió en gran parte a las malas condiciones meteorológicas que prevalecían en Bagdad, lo que dificultaba la identificación precisa de los objetivos en tierra.

Después de la Guerra del Golfo, la fuerza F-117 fue reasignada a la Base de la Fuerza Aérea Holloman en Nuevo México como parte de la cuadragésima novena ala de combate. Los cazas furtivos volvieron a la acción durante la Guerra de Kosovo de 1999, operando desde bases en Aviano, Italia y Spangdahlem, Alemania como parte del esfuerzo liderado por la OTAN para obligar a la República de Yugoslavia (actual Serbia) a poner fin a su represión contra el minoría étnicamente albanesa en Kosovo. Un F-117 lanzó “bombas blandas” de grafito BLU-114B especializadas que inutilizaron el 70% de la red eléctrica yugoslava el día de apertura de las hostilidades. (La red eléctrica volvió a funcionar en 24 horas y luego volvió a colapsar, dejando la eficacia final de la bomba de grafito sujeta a debate). Un controvertido ataque de Nighthawk destruyó más tarde un centro de medios serbio y mató a 10 civiles.

La Fuerza Aérea Yugoslava envió cazas MiG-29 contra aviones de la OTAN durante la campaña de Kosovo. Aunque los MiG-29 no pudieron detectar a los Nighthawks, aún podrían ser visto por ellos. En un incidente, un F-117 en una misión de ataque quedó atrapado en el fuego cruzado entre los F-16 de escolta y los MiG-29 cercanos, con misiles aire-aire disparados por el primero disparando sobre su proa. Sin embargo, el Nighthawk escapó ileso gracias a la intervención de los F-16.

Por supuesto, el mayor reclamo de fama del Nighthawk en el conflicto fue cuando uno fue derribado por una variante local del misil guiado por radar ruso S-125 NEVA (nombre en clave de la OTAN SA-3). Esta hazaña se logró gracias a la astucia del coronel yugoslavo Zoltan Dani, comandante de la batería de misiles. Utilizando tácticas más avanzadas que las empleadas por las baterías de misiles iraquíes, activó sus radares solo para ráfagas cortas y volvió a desplegar de forma rutinaria sus lanzadores de misiles, tanto para evitar ataques de supresión de defensa aérea como para colocarlos en el probable vector de aproximación de los aviones de la OTAN. La OTAN a menudo empleaba aviones de interferencia EA-6 Prowler para reducir la efectividad de sus radares, pero no estaban disponibles para escoltar todas las salidas.


Contenido

Segunda Guerra Mundial Editar

El escuadrón se estableció por primera vez en febrero de 1943 como el 416 ° Escuadrón de Cazas Nocturnos y asignado al Grupo de Entrenamiento Operacional de Caza Nocturno 481 en la Base Aérea del Ejército de Orlando, Florida para entrenamiento. El 416 fue uno de los primeros escuadrones de combate nocturno dedicados de las Fuerzas Aéreas del Ejército que se formó. Entrenado en el Douglas P-70 Havoc, un bombardero A-20 modificado que usa una versión estadounidense del radar británico Mk IV. En ese momento, el P-70 era el único caza nocturno estadounidense disponible. [1]

Después de completar su entrenamiento inicial en abril de 1943, el escuadrón cruzó el Atlántico en el RMS Reina Elizabeth y aterrizó en el Reino Unido el 11 de mayo. Haciendo una breve pausa para el entrenamiento bajo el VIII Comando de Combate, el Escuadrón fue adjunto a la Royal Air Force (RAF) para familiarizarse con las técnicas de combate nocturno en el teatro. [2] [ aclaración necesaria ] Allí, fue equipado con RAF Bristol Beaufighters a través de un programa Reverse Lend-Lease hasta que se pudo producir un avión estadounidense. [1] A su llegada a Inglaterra, el escuadrón recibió entrenamiento adicional con unidades de combate nocturno de la Royal Air Force en varias bases a principios de 1943, logrando la primera victoria el 24 de julio. Durante el verano, llevaron a cabo misiones de escolta y ataque de convoyes durante el día, pero a partir de entonces volaron principalmente de noche. [1]

Luego, la unidad se trasladó al norte de África para operaciones con la Duodécima Fuerza Aérea. Allí, el escuadrón cayó bajo el control operativo de la Fuerza Aérea Costera del Noroeste de África, una organización aliada combinada con unidades británicas, francesas libres y otras estadounidenses. [2] Llevó a cabo patrullas nocturnas defensivas sobre el territorio controlado por los aliados durante la campaña del norte de África, y también llevó a cabo incursiones nocturnas de interdicción en posiciones alemanas en Argelia y Túnez. [1]

La derrota de las fuerzas alemanas, italianas y francesas de Vichy en el norte de África permitió que la 416a se trasladara con otras fuerzas aliadas a Italia en septiembre de 1943. Durante su primer año allí, el escuadrón patrullaba puertos y escoltaba la navegación, sin embargo, en septiembre de 1944 la 416a se desplazó a actividades más agresivas para proporcionar cobertura defensiva para el Quinto Ejército de Estados Unidos y hacer barridos de intrusos en territorio enemigo. [2] También continuó con las patrullas defensivas y los ataques nocturnos ofensivos contra las posiciones del Eje en Cerdeña, Córcega y en el sur de Francia. [1]

Con la caída de Alemania, la unidad pasó a formar parte del ejército de ocupación de las Fuerzas Aéreas de los Estados Unidos en Europa. Se trasladó en agosto de 1945 a AAF Station Hörsching, Austria, para tareas de ocupación. Un año más tarde, el 416 se trasladó a la Estación AAF Schweinfurt, Alemania, donde se inactivó el 9 de noviembre de 1946, [1] [2] cuando fue desactivado y su personal, equipo y aviones transferidos al 2º Escuadrón de Cazas.

Guerra Fría Editar

El escuadrón fue reactivado el 1 de enero de 1953 en la Base de la Fuerza Aérea George, California, como escuadrón de cazabombarderos. El escuadrón reemplazó al 186 ° Escuadrón de Cazas-Bombarderos, una unidad de la Guardia Nacional Aérea que había sido llamada al servicio activo para la Guerra de Corea y estaba siendo devuelta al control estatal. Inicialmente equipado con aviones norteamericanos F-51D Mustang, el 416o se convirtió rápidamente en aviones a reacción F-86 Sabre norteamericanos y comenzó a participar en operaciones de defensa aérea, ejercicios y demostraciones de potencia de fuego. Luego, en septiembre de 1953, el 416 recibió adoctrinamiento ártico en la Base de la Fuerza Aérea Eielson, Alaska. A continuación, el escuadrón se unió a su unidad principal, el 21º Grupo de Cazas-Bombarderos, en la Operación Boxkite en North Field, Carolina del Sur del 17 de abril al 15 de mayo de 1954. [2]

El 416 se trasladó a Francia en noviembre-diciembre de 1954. Para este movimiento, el escalón de tierra dejó a George el 26 de noviembre y llegó a la Base Aérea de Toul-Rosieres el 12 de diciembre. El escalón de vuelo salió de George el 13 de diciembre y viajó a Francia por la ruta aérea del norte. Sin embargo, el mal tiempo retrasó el movimiento y el elemento de vuelo no llegó a Toul hasta el 22 de febrero de 1955. Desde entonces hasta diciembre de 1957, el escuadrón participó en operaciones y ejercicios tácticos de la OTAN, se mantuvo alerta de defensa aérea y desplegó periódicamente aviones y tripulaciones para Wheelus Air Base, Libia, para entrenamiento con armas de combate. La unidad no estuvo operativa desde el 10 de enero hasta que se desactivó el 8 de febrero de 1958. [2]

El 25 de marzo de 1958, el 416 se activó bajo la Quinta Fuerza Aérea en la Base Aérea de Misawa, Japón, donde comenzó a convertirse de Republic F-84G Thunderjets a North American F-100 Super Sabres. Más tarde, en julio, el escuadrón se unió a la 21a Ala de caza-bombardero, sin embargo, la USAF ordenó a la 416 que transfiriera sus F-100 a otra unidad. Esta orden interrumpió temporalmente su conversión y obligó al 416 a volar F-84G hasta mayo de 1959, cuando llegó una dotación completa de F-100. Durante este período en el Lejano Oriente, las tripulaciones de las unidades volaron operaciones y ejercicios tácticos en Corea del Sur, Taiwán, Okinawa, Singapur, Filipinas y otros lugares del Lejano Oriente. [2]

Guerra de Vietnam Editar

En junio de 1964, el 416 se trasladó a la Base de la Fuerza Aérea de Inglaterra, Louisiana, donde se unió al Ala de caza táctico 3d. Desde el 17 de octubre hasta el 7 de diciembre de 1964, el escuadrón desplegó un vuelo a la Base de la Fuerza Aérea Real Tailandesa de Takhli, Tailandia, donde operó bajo varios cuarteles generales superiores. Este despliegue, sin embargo, fue solo un precursor de una participación aún mayor en el sudeste asiático (SEA), ya que todo el escuadrón se desplegó allí en marzo de 1965. Operó a su vez desde la Base Aérea Clark, Filipinas, la Base Aérea Da Nang, Vietnam del Sur, Bien Hoa. Base aérea, Vietnam del Sur, y nuevamente en Clark hasta julio de 1965, cuando regresó a Inglaterra AFB. Mientras estaba en el SEA, la unidad realizó 1.711 salidas de combate entre el 19 de marzo y el 14 de julio para realizar misiones de supresión de antiaéreos, reconocimiento meteorológico, patrulla aérea de combate MiG y misiones de ataque aéreo. [2]

El 416 se desplegó con el Ala 3d a SEA en noviembre de 1965 en la Base Aérea de Tan Son Nhut, Vietnam del Sur. Allí, el 6250º Grupo de Apoyo de Combate controló las operaciones del escuadrón hasta junio de 1966, cuando se reincorporó al 3º en Bien Hoa. La 416a permaneció en Bien Hoa hasta su reasignación de abril de 1967 a la 37a Ala de Combate Táctico. En mayo, el escuadrón se trasladó a la base aérea de Phù Cát sin interrupción en las misiones de combate. [2]

Asignaciones de control aéreo avanzado Editar

El 15 de junio de 1967, el Destacamento 1 del escuadrón se convirtió en el núcleo de la Operación Commando Sabre, una actividad especial que utiliza entrenadores de dos asientos F-100F para volar operaciones rápidas de Control Aéreo Avanzado (FAC) utilizando el distintivo de llamada Misty. Del 16 al 28, aprendieron técnicas de reabastecimiento aéreo. La participación de la unidad en Commando Sabre continuó después de que el destacamento se trasladó a la Base Aérea de Tuy Hoa y quedó bajo el control operativo de la 31a Ala de Combate Táctico. [2] [3]

Como esfuerzo original "Fast FAC" de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, fueron pioneros. Los 16 Mistys originales estaban calificados como líderes de vuelo con más de 100 misiones de combate en su haber, cuatro de ellos ya estaban entrenados como FAC. Después de que este cuarteto entrenara a la otra docena, los aviones de este destacamento volarían misiones en el Paquete de Ruta 1 de Vietnam del Norte o contra las defensas del Camino Ho Chi Minh en la Operación Tigre de Acero. Los pilotos de Misty se comprometieron a servir durante 120 días o 75 salidas de la FAC, lo que ocurriera primero. Su perfil operativo estándar de 450 nudos indicaba que la velocidad del aire a 4.500 pies de altitud sobre el nivel del suelo les permitía sobrevivir donde los FAC lentos no se atrevían a aventurarse. [4]

Habiendo probado los Mistys su valía, un intento de expandir el destacamento comenzó en agosto de 1967. Solo se localizó un F-100F adicional para transferirlo a la unidad. Sin embargo, en abril de 1968, Misty FAC había realizado 565 incursiones FAC contra el paso de Mu Gia y el paso de Ban Karai y dirigido 850 ataques aéreos contra este extremo norte de la ruta de Ho Chi Minh. El cese de los bombardeos el 1 de abril de 1968 al norte del paralelo 20 intensificó las operaciones en el paquete de rutas 1 y aumentó la carga de trabajo de Misty FAC. [5]

El 1 de junio de 1968, los Mistys comenzaron a prestar sus servicios a la Armada de los Estados Unidos para la Operación Sea Dragon. El 11 de junio de 1968, los Mistys comenzaron las primeras misiones nocturnas Fast FAC de la guerra. [4] En las noches del 13 y 14 de junio, probaron un Starlight Scope para operaciones FAC. Los resultados preliminares parecían prometedores, por lo que los Mistys comenzaron a volar misiones con el Scope en el asiento trasero con el observador el 8 de julio. Al final resultó que, el Scope era demasiado voluminoso para un uso fácil y no funcionaba en períodos sin luna. Un Misty se perdió en acción el 16 de agosto de 1968 y otro la noche siguiente. La misión nocturna de la FAC al no haber observado nada más que un piloto de combate ordinario, fue cancelada después de esta segunda derrota. [6]

El 12 de agosto de 1968, los Misty FAC comenzaron a entrenar a dos comandantes de aviones de la 366th Fighter Wing como FAC. El 2 de septiembre de 1968, los primeros FAC "Stormy" comenzaron a controlar en el Paquete de ruta 1. [7] Con la interrupción del bombardeo de objetivos norvietnamitas el 1 de noviembre de 1968, los Mistys cesaron sus operaciones en el Paquete de ruta 1 y cambiaron su misión de FAC hacia Ho Chi Sendero Minh. En ese momento, los Misty FAC habían realizado 1.441 salidas de combate, dirigieron 3.988 ataques aéreos y perdieron nueve aviones. [8]

Desde el 1 de noviembre de 1968 hasta junio de 1969, los Mistys volaron 1.530 salidas de combate y dirigieron 2.321 ataques aéreos contra Ho Chi Minh Trail. [9] Plagados por la escasez de aviones, los Mistys se retiraron el 14 de mayo de 1970. En ese momento, aproximadamente una cuarta parte de los 93 pilotos del Misty FAC habían sido derribados, aunque la mayoría habían sido rescatados. Habiendo sido probado el concepto Fast FAC, otras unidades Fast FAC habían comenzado a luchar. [4]

Mientras tanto, el 416º todavía voló en misiones de combate regulares, registrando su salida de combate número 30.000 del sudeste asiático el 20 de abril de 1970. La mayoría de esas misiones involucraron apoyo aéreo cercano o apoyo aéreo directo. La unidad se retiró de las operaciones de combate el 5 de septiembre de 1970 y sus recursos se transfirieron a otras unidades. [2]

Comando aéreo táctico Editar

El 28 de septiembre de 1970, el escuadrón regresó sin personal a la Base de la Fuerza Aérea de Inglaterra, Louisiana. Anticipándose a la reasignación del 416º, el 4403d Tactical Fighter Wing en Inglaterra había comenzado a formar un nuevo cuadro de escuadrón en agosto de 1970. Este cuadro comenzó a entrenar a sus pilotos para que alcanzaran el estatus de instructor y estuvo disponible de inmediato cuando la Fuerza Aérea transfirió el 416º. Después de recibir más equipo y personas, el 416 alcanzó el estado de listo para el combate y comenzó la participación normal en ejercicios y otras operaciones tácticas. [2]

La inactivación pareció inminente nuevamente cuando la Fuerza Aérea eliminó gradualmente los últimos F-100 de su inventario. En diciembre de 1971, el 416 era el único escuadrón volador activo en el ala 4403. El 1 de abril de 1972, terminó su compromiso de entrenamiento operativo y, como resultado, la Fuerza Aérea transfirió su personal a otras unidades y su aeronave a la Guardia Nacional Aérea. Desde mayo de 1972 hasta su inactivación el 1 de julio, el 416 sirvió como unidad de espera para un nuevo escuadrón LTV A-7D Corsair II que lo reemplazaría. [2]

Redesignó el 416 ° Escuadrón de Entrenamiento de Cazas Tácticos, la unidad se activó de nuevo el 15 de marzo de 1979 bajo la 479a Ala de Entrenamiento Táctico en la Base de la Fuerza Aérea Holloman, Nuevo México. En Holloman, el escuadrón utilizó aviones Northrop AT-38 Talon para proporcionar entrenamiento de transición a los nuevos pilotos que se preparan para la asignación a alas de combate operativas. La 416a se inactivó el 1 de septiembre de 1983 cuando el 433d Tactical Fighter Training Squadron asumió su misión. [2]

Operaciones sigilosas Editar

Fondo de desarrollo Editar

La "Unidad P" fue establecida por el Comando Aéreo Táctico en Groom Lake, Nevada, como una unidad clasificada el 15 de octubre de 1979. Recibió cazas LTV A-7D Corsair II de la 23d Tactical Fighter Wing en la Base de la Fuerza Aérea de Inglaterra, Louisiana para usar como avión de entrenamiento para el caza furtivo Lockheed F-117A Nighthawk, entonces en desarrollo. La unidad realizó entrenamiento para que los pilotos hicieran la transición al F-117 subsónico de un solo asiento. Was given designation of 4451st Test Squadron on 11 July 1981, and assigned to the 4450th Test Group (later 4450th Tactical Group) which was formed to bring the F-117 from development to operational status. [10]

The squadron moved to Tonopah Test Range Airport on 28 October 1983, performing training missions with the F-117A in a clandestine environment. It performed the dual mission of training F-117 pilots with the A-7Ds as well as providing a cover story for the classified Stealth Fighter project. All Tonopah training flights were conducted at night under the cover of darkness until late 1988. On 10 November 1988, the Air Force brought the F-117A from secrecy by publicly acknowledging its existence, but provided few details about it. The official confirmation of the F-117A's existence, however, had little impact on Tonopah operations. Pilots began occasionally flying the F-117A during the day, but personnel were still ferried to and from work each Monday and Friday from Nellis Air Force Base, Nevada. [note 8] Everyone associated with the project was still forbidden to talk about what they did for a living, and the program remained shrouded in secrecy. [10]

The squadron operated at Tonopah with A-7Ds until late 1989 when F-117 project was revealed to the public. It retired its Corsairs, being the last active duty USAF squadron to operate the A-7, and transitioned to the Northrop T-38 Talon.

Stealth Operations Edit

The 4451st Squadron was inactivated and replaced by the 416th Tactical Fighter Squadron on 5 October 1989 when the 4450th Tactical Group was inactivated, and F-117A operations came under the 37th Tactical Fighter Wing. It assumed the mission of the 4451st Test Squadron became one of two operational F-117A Stealth Fighter squadrons. [2]

On 19 December 1989, just 13 months after the Pentagon had disclosed the existence of the F-117A, squadron aircraft were first used in combat during Operation Just Cause. In mid-December 1990, it deployed to King Khalid International Airport, Saudi Arabia as part of the buildup of United States forces prior to Operation Desert Storm. It flew combat operations over Iraq against high-priority targets in January and February of 1991. After combat operations ceased in February 1991, some personnel and aircraft remained on indefinite alert in Saudi Arabia as a component member of the post-Desert Storm task force in Southwest Asia, although most returned to Tonopah by the end of March. [11]

After Desert Storm, the Air Force redesignated the squadron as the 416th Fighter Squadron on 1 October 1991. The following month, under the Objective Wing reorganization, the squadron realigned from the wing to the 37th Operations Group on 1 November 1991. [2] In 1992, as part of the post Cold War budget cutbacks in the Air Force, the F-117As moved to Holloman Air Force Base, New Mexico. The 37th Fighter Wing and its subordinate squadrons were inactivated in July 1993. The aircraft, equipment, personnel and mission of the squadron were transferred to the 8th Fighter Squadron, which was simultaneusly activated. [11]


Interacciones del lector

Comentarios

The F-117 and the F-19 are not the same aircraft. The F-19 was called out because the F-18 and the F-20 were known. Out of speculation, they came up with the F-19.
Actually the F-19 is the F-119. Also part of the RedHats.
First generation was the F-117. Second generation was the F-118 (Boeing Bird of Prey). Third generation was the F-119 (still not released to the public).

The F-117 was designated with the F because of the RedHats.
The RedHats are the deserted Russian aircraft. The 4 hangers at the North end of Area 51.

I was fortunate enough to support the mission planners for the F-117a during Desert Storm. Fue una gran experiencia. An additional duty i had was to collect the video tapes from the pilot’s runs and convert them to VHS format for the generals at CENTCOM. I loved my job.

Not so invisible. The Serbs shot a pair of them down in 1999 with 80s Soviet Radars.

Their radars didn’t detect the aircraft.A smart antiaircraft soldier fired his missiles by sound….After the aircraft flew several missions using the same egress point…with is a very stupid thing to do against a competent military.

Nosotros
1 why do we keep giving everybody information about our aircraft I thought aircraft no matter what we use them for should be secret like it used to be we don’t need tell every nation what we have I think it’s BS myself I know Modern War God help us thank you Staff Sergeant Robert Rainey US Air Force

These weapons and their capabilities are less for fighting and more for posturing.
You need to market them well to win a war before it starts.


Flight management

Before flight, mission data is downloaded on to the IBM AP-102 mission control computer, which integrates it with the navigation and flight controls to provide a fully automated flight management system.

After take-off, the pilot can hand over flight control to the mission programme until within visual range of the mission’s first target. The pilot then resumes control of the aircraft for weapon delivery.

The aircraft is equipped with an infrared acquisition and designation system (IRADS), which is integrated with the weapon delivery system. The pilot is presented with a view of the target on the head-up display, first from the FLIR and then from the DLIR.

Weapon delivery and impact is recorded on the aircraft’s internally mounted video system, which provides real-time damage assessment.


That Day The Serbs Did The Impossible And Shot Down An F-117 Nighthawk

The Lockheed F-117 Nighthawk was a stealth fighter that was so advanced for its time that it remained a secret for a long time. What made it so deadly was not only its extreme maneuverability but also its ability to be invisible.

The Serbs didn’t know that, however, which is why they were able to shoot one down in 1999 – reputedly the only time such a plane had ever been destroyed.

It all began in 1999. The Federal Republic of Yugoslavia (FRY) had been fragmenting as various ethnic groups tried to carve out separate states for themselves. Among these were the Serbs who didn’t want Albanians sharing their slice of the pie. This resulted in the former expelling and attacking the latter.

The North Atlantic Treaty Organization (NATO) ordered it to stop, but Yugoslavia told them where to stick it – never a good idea. So NATO asked the United Nations (UN) for permission to intervene, but Russia and China said “no way.”

That didn’t stop the press from bombarding the world with pictures of dead and fleeing Albanians. President Bill Clinton reacted by comparing the situation to the Holocaust. NATO, therefore, told the UN where to shove it (a first) and launched airstrikes against Yugoslavia.

Lockheed F-117 Nighthawk

Called Operation Noble Anvil, it lasted from March 24 th to June 10 th , 1999. To make a long story short, Yugoslavia became extinct, and the independent country of Serbia was eventually born.

But that’s getting ahead of ourselves, so let’s backtrack.

S-125 Neva air defense system used to shoot down the F-117A. By Srđan Popović – CC BY-SA 3.0

Among those who participated in the bombing spree was Lieutenant Colonel Dale Zelko. A veteran of Operation Desert Storm in Iraq, he had already flown three sorties over Yugoslavia when his life changed with the fourth.

It happened on the evening of March 27 th , 1999. Zelko was to take out several targets within and around the city of Belgrade. Previous sorties had failed because the targets were protected by sophisticated Russian Integrated Air Defense Systems (IADS).

Lieutenant Colonel Dale Zelko

He was to fly as part of a larger sortie, but the weather turned foul, forcing other planes to stay grounded. This made him uneasy, but since he’d be flying a state-of-the-art F-117, they gave him the green light.

No F-117 had been downed since their first operational flight in 1983, after all, so why worry? Besides, NATO knew that while the Yugoslavs had an effective Integrated Air Defense System, they were still using radars that were equally state-of-the-art… back in the 50s and 60s.

And F-117s were invisible. Well, not to the naked eye, admittedly, but to radar. Their shape scattered radar waves, while their material absorbed the rest, making them extremely tricky to detect on screens.

Zoltán Dani in 2003. By Laslo Varga – CC BY 2.5

As such, they’re not officially “invisible.” They instead use of “low-observable technology.” They do have one major weakness, however. Every time the pilot opens the wheel well or bomb bay doors, their low-observability rate decreases.

Or so the Americans thought till much later. Fortunately for the desperate Serbs, they figured it all out much earlier.

Without getting too technical, the F-117’s shape and material work well against modern, short wavelength radars – “short” being shorter than the object they’re trying to detect. Imagine throwing pebbles in the dark to find something by listening for the thud.

Canopy and ejection seat of the F-117A at the Serbian Museum of Aviation. By Marko M – CC BY-SA 3.0

But when it comes to the primitive long wavelength radars that the Serbs used… it’s like prodding for something in the dark using a long stick. Once you find it, it doesn’t really matter if your stick slides off, now does it?

So the Serbs extended their wavelengths to make the “stick” even longer. Goodbye, invisibility cloak!

As an added bonus, they were able to intercept and decipher NATO communications, so they had a good idea of when and where to expect their unwelcome guest. Zelko couldn’t have known that, of course.

Serbian propaganda poster regarding the shooting
By Clay Gilliland CC BY-SA 2.0

But Colonel Zoltán Dani did. Commander of the 3 rd Battalion of the 250 th Air Defense Missile Brigade of the Army of Yugoslavia, he was waiting.

To avoid giving away their own positions to NATO, the brigade would use their equipment for a maximum of 17 seconds. Despite this, they were able to get a lock on Zelko’s approach at around 8:15 PM while he was some 31 to 37 miles away.

The moment of truth came when Zelko opened his bomb doors. That increased his radar signature, allowing the brigade to lock him in their sites and fire two missiles.

According to Zelko, the first one came so close that it buffeted his plane. To his surprise, it didn’t explode – but he wasn’t so lucky with the second. Out at sea, the NATO forces saw the impact.

Despite this, Dale couldn’t help thinking, “Nice shot!”

The F-117 plummeted, subjecting Zelko to so many Gs that he found himself amazed by yet another thought – why wasn’t he passing out? Although he was able to eject, he later claimed to have had no memory of doing so, only that he felt a serene calm as he found himself in mid-air.

But it wasn’t over yet – he was going down in enemy territory. Against protocol, he radioed his superiors to give them his location, hoping that his controlled plummet would make it hard for the Serbs to pinpoint his transmission.

Landing in a village field south of the town of Ruma, he buried his parachute and looked for a place to hide. Masking his tracks, he found a drainage ditch covered with thick vegetation. Before going in, he smeared himself with mud to hide his exposed skin and dull his scent.

The F-117 crashed a mile from him, but locals saw him land. Despite an intensive manhunt involving soldiers, the police, villagers, and sniffer dogs, none found him. NATO launched another set of attacks that were so close, he could feel the detonations from his hiding place. Eight hours later, he was rescued by helicopter.

In 2009, one of Dani’s sons saw Zelko online when he had an idea. The teen contacted Zeljko Mirkovic – a Serbian documentary film-maker. Mirkovic contacted the US Air Force, and that’s how Dani and Zelko started talking.

In 2011, Zelko flew to Serbia and met up with Dani, who had given up shooting down planes to become a baker. The men have since become friends, as have their families, something Mirkovic documented.


F-117 NightHawk - History

The stealth characteristics of the F-117 were further increased using various coatings of radar-absorbant materials (RAM) and radar-absorbant screens covering the engine inlets. Edges of doors and access panels such as the landing gear and bomb bays were also serrated to scatter radar waves. The aircraft's infrared signature was also reduced by mixing hot exhaust gases from the turbofan engines with cool air and ducting the mixture through a flat "platypus" exhaust.

Though called the "stealth fighter," the F-117 was actually an attack plane carrying precision guided bombs deep within heavily defended enemy territory. Standard armament consisted of two 2,000 lb (905 kg) laser-guided bombs, but reports suggested Maverick and HARM missiles were also carried regularly.

The F-117 was developed in utter secrecy during the late 1970s and early 1980s and was not made public until 1988. Shortly thereafter, the Nighthawk made its combat debut over Panama during the ousting of dictator Manuel Noriega. The F-117 saved its greatest performance for Operation Desert Storm when 42 aircraft flew only 2% of the combat sorties against Iraq yet accounted for 40% of the strategic targets attacked. The only combat loss of a Stealth Fighter occurred early in the Kosovo conlict when poor mission planning allowed a Serbian missile battery to predict when an F-117 would fly through its defense zone.

Despite its revolutionary capabilites, the F-117 was always limited to night attack missions and gradually became obsolescent with the development of more capable stealth aircraft. The introduction of the truly multi-mission F-22 and F-35 led the US Air Force to phase out the F-117 by 2008. The surviving attack bombers have been retired to the Tonopah Test Range in Nevada where the Stealth Fighter was originally tested. Here, the planes are to be stored in a mothballed state for the next decade in case they should be needed again.


F-22 Raptor News


The main difference between the F-117 and the F-22 is that with the new fighter plane can do both drop bombs and engage in air attacks. The F-117 is only effective for ground attacks.

The technology that once made the F-117A Nighthawk unique has now caught up to it, and newer fighter aircraft are joining the fleet. Still, the Nighthawk was the first of its kind, a fact anyone who has spent time around the aircraft is quick to point out.

Many of these people gathered at Holloman Air Force Base Oct. 29 to commemorate 25 years of Nighthawk history at the Silver Stealth ceremony. Members of the F-117 community, past and present, were on hand to pay homage to the aircraft's illustrious history, a history that contains as many secrets as it does legends.

Part of the Air Force's arsenal since 1981, the Nighthawk was the stuff of science fiction. It could fly across enemy skies and through the world's most advanced radar systems without being detected. This capability allowed the aircraft to perform reconnaissance missions and bomb critical targets, all without the enemy knowing who or what had hit them.

"This is a strategic weapon that really reshaped how the Air Force looked at strategic warfare," said Lt. Col. Chris Knehans, commander of the 7th Fighter Squadron. "It doesn't matter what defenses you put up, how deep you try to hide or how much you surround yourself with collateral damage, this airplane will come and get you."

This fact has made the Nighthawk a vital part of the Air Force's various campaigns since the aircraft's introduction. It has seen service in Panama, Iraq, Afghanistan and Bosnia as part of such operations as Desert Storm, Allied Force, Just Cause, Enduring Freedom and Iraqi Freedom.

For those who either fly or provide support to the Nighthawk, the aircraft has been a faithful one. Knowing it is now in its last days is bittersweet for many of them.

"From a pragmatic point of view, we all understand why it's leaving," Knehans said. "I mean it's a 30-year-old concept now. But when you look at its history, its design and its combat record . yeah, the Air Force is going to lose basically a very unique weapon system."

For Master Sgt. Byron Osborn, who has worked on the F-117 for almost 19 years, the emotions are clearer.

"For old-timers like me, it's a sad day," he said. "A lot of the younger guys like the new, flashier aircraft, but I'll stick with this old dog any day."

The Air Force is saying goodbye to the F-117, but not to the effect it has had on modern warfare. Its successor, the F-22 Raptor, will continue the fight the Nighthawk started, which, according to retired Gen. Lloyd "Fig" Newton, one of the first F-117 pilots, is a hard job to fill.

"Whenever its nation called, the F-117 answered, providing capabilities that had never been known before," he said. "If we needed the door kicked in, the stealth was the one to do it. Never before had such an aircraft existed."

Modern technology may have caught up with the F-117 and new aircraft may be set to take its place on the tarmac, but for those who have been part of its storied history, none will ever be able to replace it.


Ver el vídeo: Brawn GP Win Debut Race in Melbourne. 2009 Australian Grand Prix Highlights